Conflictos laborales y pleitos por impago llevan a Florentino Pérez a vender sus filiales de señales de tráfico

Twitter: @angelcasana